Ruta:   San Tirso – Pena del Leon – Cruz del Castillo, desde el Santuario de Ntra. Sra. De Okon. Sierra de Toloño. Álava

Recorrido: 17,5 km

Tiempo: 07:30

Fecha: Agosto 2.018.

Iniciamos la ruta junto al Santuario de Nuestra Señora de Okon, al que accedemos desde la población de Bernedo. 

Desde el mismo santuario parten varios recorridos señalizados. El nuestro coincide en parte con la Senda de las Carboneras. 

Nos internamos en un hayedo donde vamos tomando altura, ganando vistas a las poblaciones cercanas de Navarrete y Obécuri al fondo. En primer plano el Santuario de Okon. 

La Sierra de Toloño forma parte de la cadena montañosa de Sierra de Cantabria extendiéndose de oeste a este, separando la Llanada Alavesa al norte de La Rioja al sur, o lo que es lo mismo, la Rioja Alavesa del resto de Álava. 

En su vertiente norte nos encontramos con estos extensos hayedos. Nada que ver con el relieve escarpado y rocoso de su vertiente sur.  

Alcanzamos la cordal, pasando junto al denominado bonete de San Tirso, equipado con varias vías de escalada por su cara sur. 

Si desde la carretera habíamos visto toda la silueta de la sierra cuando nos acercábamos hasta Bernedo, en pocos minutos las nubes cubren toda la cara sur y zona alta. 

Avanzamos por la cresta por un claro sendero, hasta que nos topamos con un gran saliente rocoso 

que nos obliga a descender hacia el norte, 

pasando junto a la ermita rupestre de San Tirso, patrón de Bernedo. 

La senda ahora asciende por una canal, 

que superamos con una fácil trepada.  

De nuevo en la cordal, tendremos que realizar otra pequeña trepada,  

antes de alcanzar la cima de San Tirso. 

Nos encontramos dos buzones; el más característico con forma de veleta coronado por un gallo. 

San Tirso (1.333 m) 

Nuestra ruta continua por la cordal. 

El camino es evidente, alternando tramos herbosos con otros sobre roca. 

Lástima de la poca visibilidad del día, que nos impide disfrutar de las vistas,  

poco más allá de las impresionantes caídas hacia su cara sur. 

Ya vemos el vértice geodésico de nuestra segunda cumbre del día. 

Pena del Leon (1.389 m). 

Reanudamos la marcha por la cordal 

topándonos con el hermano pequeño del “Salto del Cabrero” en la Sierra de Grazalema. 

Llega un momento en el que nos resulta imposible continuar por la cresta, 

por lo que iniciamos el descenso por un sendero casi engullido por el extenso boj. 

La senda termina aclarándose, iniciando un descenso muy pronunciado 

hacia un amplio collado entre la Pena del Leon y la Cruz del Castillo. 

Se trata del Puerto del Toro. 

La subida a la Cruz del Castillo, última cumbre del día, la realizamos por el PR-A-50. 

que en menos de media hora y tras unos 200 metros de desnivel 

nos deja en la cima de la Cruz del Castillo (1.431 m), coronada por una cruz metálica. 

El descenso hasta el puerto lo hacemos por el mismo camino. 

El Puerto del Toro fue un punto de paso muy utilizado desde antaño, facilitando el paso de viajeros y mercancías entre las dos vertientes de la sierra. 

En este punto enlazamos con el GR-38 Ruta del Vino y el Pescado que se dirige a Lagrán

y que no tardamos mucho en dejar, para seguir el GR-1 en dirección Bernedo. 

Dejamos a la izquierda el cruce hacia Villafría, 

continuando hasta la Ermita de Okon. 

de origen medieval, reformada en el siglo XVI o XVII. 

Nos vemos en las Montañas  

Rutas por el País Vasco

Otras Rutas

Página Principal