Ruta: Peñón de Líbar desde el Cortijo de Líbar. Sierra de Libar

Recorrido: 18,5 km

Tiempo: 8:30

Fecha: Enero 2.019

Desde Montejaque tomamos la pista de los Llanos de Líbar, dejando nuestro coche junto al cortijo-refugio de Líbar. 

Echamos a andar hacia la fuente de Líbar,

encontrándonos todos los arroyuelos y pilones congelados. Hace mucho frío. 

Los Llanos del Líbar constituyen el mayor polje de la provincia de Málaga. 

Dejamos a nuestra derecha el desvío hacia Villaluenga del Rosario por el Puerto del correo, por ahí pretendemos volver, 

continuando de frente por la vía pecuaria Vereda de la fuente de Líbar. 

Ascendiendo por la cañada de los Machos. 

Sierra de Mojón Alto. 

Llegamos al cortijo de Edmundo, junto al Peñón de Líbar. 

Dejamos el cortijo atrás, ascendiendo hasta enlazar con otra vereda 

que abandonaremos cuando estemos a la altura de la hendidura que corta el peñón de Líbar y que utilizaremos para subir a su cumbre.  

Bóvido petrificado. 

Sierras Bermeja, Crestellina y Hacho de Gaucín. 

La hendidura que en realidad es una falla, es el único punto donde se puede atacar la subida sin problemas,

     

otra cosa es cuando lleguemos arriba, 

además del punto donde nos encontramos, vemos otro marcado con un hito de piedras, que parece más alto y hacia el que nos dirigimos.

     

Martin Gil y Palo. 

Sierras de Mojón Alto y Palo, separadas por los Llanos de Líbar. 


Toda la zona alta es un caos de bloques por donde hay que progresar con cuidado. 

Objetivo conseguido, Peñón de Líbar (1.226 m). 

Sierra Blanquilla, con su máxima altura el Martin Gil. A la derecha el peñón de Arenitas y su puerto homónimo. 

Salamadre, que también tenemos previsto subir si nos da tiempo. 

Pico los Pinos, Puntal de la Raya y Cerro del Hoyo de los Quejigos. 

Sierras del Pinar, Caíllo y Endrinal, en la provincia de Cádiz. 

Cerro Malaver. 

El descenso lo hacemos por donde mismo.   

Una vez abajo enlazamos con un bonito camino empedrado que nos llevará hasta el puerto de Líbar,  

aunque lo abandonamos un rato antes para descender hacia un llano que vemos a nuestra derecha. 

Al fondo del llano tomamos un sendero ascendente 

que perdemos varias veces, teniendo que retroceder otras tantas. 

Finalmente llegamos a los pozos de Barea. 

Junto a la casa de Barea nos comemos el bocata. Se nos ha hecho tarde, así que dejamos la Salamadre para otro día. 

Seguimos el sendero que por el fondo del valle 

pasa junto a la casa de los Pinsapos o Casa de los Navazos de Libar 

y por la casa del Puerto del Correo. 

Enlazamos con el sendero que viene de los llanos del Republicano, que seguimos hacia el puerto del correo, para bajar desde aquí a los Llanos de Líbar. Sólo nos quedará seguir hacia el cortijo de Líbar, donde habíamos dejado nuestro coche. 

Nos vemos en las Montañas  

Rutas en Picobarro por la Sierra de Grazalema

Página principal

 

Temporada 2018-2019

Temporada 2017-2018

 

Temporada 2016-2017

Temporada 2015-2016

 

Temporadas anteriores